jueves, 24 de enero de 2013

Stratford-upon-Avon



Ver mapa más grande

Contenido revisado y actualizado 5/2018
Contents revised and updated 5/2018


Setiembre 10. 2011

Luego del desayuno premiado en Ilmington, cargamos las valijas y nos despedimos de nuestros anfitriones. Hemos pasado unos días muy lindos y relajados aquí.

Salimos hacia el norte... nuestro objetivo es la zona de la garganta (gorge) del rio Severn.

El primer problema fue decidir las etapas del viaje. Las opciones eran: Blenheim (decir blénem. Residencia de los duques de Malborough, hogar ancestral de los Churchill), que sabíamos muy recomendable. 

Pero era sólo una residencia y un parque, dicen que de los más bonitos de Inglaterra...

Podríamos también parar en Warwick, que tiene un castillo muy importante... pero dicen que demasiando turístico.

Y Stratford-upon-Avon, cuna del Bardo? No somos ni especialistas en Shakespeare, ni profesores de inglés... pero, cómo íbamos a pasar por ahí y no parar?

Stratford-upon-Avon, UK

Ir o no ir, that was the question. Al final quedó decidido: sería Stratford-upon-Avon, nomás.

Llegamos en unos minutos, dado que Ilmington está a unos 22 km.

Estacionamos en el centro en un parking muy conveniente. Stratford-upon-Avon es una ciudad bastante grande hoy, y la renta que recibe del turismo es muy alta.

Lo primero que nos chocó, es la cantidad de grupos hablando castellano o portugués... también japonés. Ha habido varios roces entre vecinos enfurecidos y operadores de ómnibus turísticos que se metían por cualquier lado, llegando incluso los primeros a hacer... piquetes! En efecto, cortaron calles de barrios residenciales para tener tranquilidad.

De manera que en cuanto dejamos el auto, nos fuimos rapidito a la primera estación de las visitas rituales a lugares relacionados con don William, para tratar de sacarle ventaja a las muchedumbres.


Todos estos sitios están administrados por el Shakespeare Birthplace Trust, entidad privada (ONG) que se mantiene exclusivamente con entradas y donaciones, desde 1847.

Hay un ticket de entrada a tres de los lugares, más o menos relacionados con William, que están en el centro: la casa del nacimiento, la casa de una nieta, y la de una hija. 

Muchas cosas alrededor de Shakespeare están todavía sumidas en la conjetura porque existen pocas pruebas documentales. Se sabe que un W. Shakespeare nació allí en abril de 1564. 

Hijo de un padre guantero, comerciante y vecino importante, y madre granjera. A los 18 años se casó con Anne Hathaway, también granjera y varios años mayor que él. Tuvieron una hija, y luego mellizos (mujer y varón) pero el niño murió a los 11 años. 

El matrimonio, si bien nunca se deshizo formalmente, no parece haber andado muy bien pues pronto el joven William dejó su casa, y Stratford, para buscar su fortuna en Londres como actor, luego dramaturgo y poeta y empresario teatral. 

Se retiró, con un muy buen pasar, a una casa importante (New House) en Stratford en 1611, la cual hoy ha desaparecido. 

Stratford-upon-Avon, UK

Murió en esa casa en 1616, a los 52 años, dejando una obra monumental y un idioma pulido que hasta hoy conserva muchos giros descubiertos o inventados por él y usados en sus obras. 

Aunque todavía hay algunos expertos (una minoría) que ponen en duda la autoría de muchas de sus obras, y hasta el mismo hecho de su existencia. 

El argumento más curioso es que dudan de que un hombre como él, sin educación superior ni cuna noble, haya podido escribir de una manera tan refinada. 

Nunca me convenció ésto... no deja lugar para el genio. Y estoy seguro de que existe. La cita de arriba creo que se aplica...

Como nota cinéfila: más de 400 versiones fieles, adaptaciones, series, inspiraciones y desastres en el cine y la TV, hacen a Shakespeare el autor más filmado, en cualquier idioma. 

Es que su retrato de las pasiones humanas, su mezcla de pasión, bajeza, idealismo, filosofía, amor sublime, sexo, violencia y varios etcéteras, junto con el dominio del juego teatral y su contribución extraordinaria a la riqueza del idioma inglés, ha sido únicos. 

Comenzamos entonces la visita por el principio, o sea el Shakespeare's Birthplace. (si se sacan las entradas online, 10% descuento). 

Se pasa primero por una exhibición de varios videos y luego a la casa, en la cual queda poco para ver. 

Hay docentes/cuidadores/actores en cada sala, que dan una pequeña introducción y están encantados si uno les hace preguntas que les permitan explayarse. Una buena introducción.

Shakespeare's Birthplace, Stratford-upon-Avon, UK

En el jardín, hay actores que van interpretando trozos de sus obras... nos sentamos en un banco, nos imaginamos al joven William soñando con su futuro. Y claro, también sacamos fotos...

De aquí pasamos a Nash's House, que fue la casa del primer marido de la nieta del Bardo. Una conexión un poco tenue. 

Pero al lado estaba New Place, la casa donde se retiró y de la cual sólo quedan cimientos en el jardín. Al momento de nuestra visita, estaba siendo excavado por arqueólogos.

Nash's House, Stratford-upon-Avon, UK

La escuela donde probablemente el joven William haya estudiado sus autores clásicos es la Grammar School. (es una visita separada)

Grammar School, Stratford-upon-Avon, UK



Hall's Croft, Stratford-upon-Avon, UK
Llegamos a Hall's Croft. Esta casa, muy bien mantenida e interesante, perteneció al médico John Hall, marido de la hija mayor de Shakespeare, Susanna. 

Además de mobiliario de época, contiene una pequeña muestra sobre la medicina que se practicaba en aquellos años.

Otras dos visitas relacionadas con Shakespeare son: la granja de Mary Arden, su madre, que es un museo sobre la vida rural de la época; 

y la cabaña donde vivió antes de casarse Anne Hathaway, su esposa, probablemente una de las postales más vendidas en Inglaterra. 

Ambas quedan en las afueras, y decidimos caminar por el centro antiguo en las pocas horas que nos quedaban. Pero, para el que tenga todo un día, recomendables. Hay un ticket que incluye las 5 visitas.

Vimos innumerables estructuras half-timbered (armazón de madera, relleno de adobe), algunas con vigas talladas que en su época eran signo de riqueza.

Half timbered houses, Stratford-upon-Avon, UK

Un desafío fue encontrar un lugar para almorzar... unas ricas baguettes de salmón ahumado y una sorpresa al oír hablar 'argentino' en la mesa de al lado.
El centro histórico es lindo para caminar, y sorprenderse a cada rato.

Stratford-upon-Avon, UK
Completamos nuestra vuelta, ya en medio de la lluvia, por el lado del río Avon, que le da un carácter particular a la ciudad. Vemos el Royal Shakespeare Theater, recién terminado luego de una larga y costosa reparación y puesta a punto. 

Royal Shakespeare Theater, Stratford-upon-Avon, UK

El edificio tiene una historia curiosa: construído originalmente en 1878, se quemó en 1926... un nuevo edificio, en estilo edwardiano, se inauguró en 1932... pero con una gaffe arquitectónica para el Guinness: parece que no consultaron a gente experta en teatro isabelino y diseñaron un escenario con 'marco de cuadro'... 

Porque los de la época tenían un escenario proyectado hacia la platea, que permitía ver bien a los actores desde casi los 180 grados. Así que ahora se ha hecho una reconstrucción más acorde al teatro de Shakespeare. 

Otras dos salas: The Swan, y The Courtyard, completan la oferta teatral.
El tiempo no nos permitió intentarlo, pero para el que le guste el teatro es una experiencia única ver una pieza aquí mismo. 

Las entradas se sacan con mucha anticipación y el sitio web es muy amigable. De todas maneras es posible darse una vuelta para ver si hay sobrantes o devoluciones, y a veces se tiene suerte.

Ya es hora de ir saliendo hacia nuestro próximo alojamiento en Broseley... una buena carretera nos deja muy cerca. Llegamos con lluvia.

Pero esto mejor lo contamos la próxima.


No hay comentarios:

Publicar un comentario